1 feb. 2012

Desafiando al destino: Capítulo 14

Capítulo 14

En esos días se acercaba el cumple de Basty. Faltaba aún un mes, pero todos sus amigos y su chica querían hacerle una gran fiesta. Iban de un lado a otro preparando cada detalle e intentando también que no se enterara de nada.


Las parejas formadas por Paula y Javi y Claudia y Ony seguían igual de felices que el primer día.


Una tarde el rey llamó a su hija pequeña para hablar con ella:
-Niña, quiero hablar contigo
Virgi fue hasta el despacho y esperó:
-Creo que me debes una explicación...
-Yo... - sabía a lo que se refería
-¡NI YO NI NADA! - la gritó - ¡Qué hacías besándote con ESE!
-Pues ESE es mi novio, papá, y si no te lo he dicho era porque sabía que te ibas a poner así...
-¡Y con razón! Mira, quiero que te alejes de ese chico.
-No lo voy a hacer, y ni se te ocurra hacerle nada - le amenazó ésta.


La chica salió dando un portazo y lo único que quería era llegar a su habitación. En el camino se topó con Ony:


-Hey, enana, cuidado por dónde vas- bromeó el rubio. Pero al ver que la muchacha era un mar de lágrimas se la llevó al salón e intentó calmarla. Virgi se lo contó todo y el joven no sabía que decir:


-Tranquila, no creo que haga nada, ante todo querrá tu felicidad y si esa felicidad es Mikel, lo aceptará. 


Una mañana las hermanas se fueron con Ony a ultimar los detalles de la fiesta y comprar sus trajes. Su padre vió el momento perfecto para "hablar" con Mikel. Llamó a Javi y le ordenó que avisara al jardinero. Javi fue a buscarlo un tanto preocupado:


-Hey, Mikel, el jefe quiere hablar contigo. Y creo que nada bueno...
-Bah, me da igual lo que me diga. No pienso ceder a sus chantajes.
El joven se dirigió al despacho y el hombre le hizo pasar:


-Ya me he enterado de la relación que tiene con mi hija y sepa que voy a hacer hasta lo imposible para alejarla de usted - le anunció
-¿Sabe qué? Despídame si quiere, pero no va a conseguir separarme de ella.
-Muy bien, pues ya que no cede, me veo en la obligación de despedirle ahora mismo.
-De acuerdo... Ah, y muchas gracias por destrozarle la vida a su hija - Mikel se marchó de allí y salió al salón, donde estaba Javi:


-¿Qué quería?
-Me acaba de despedir - dijo éste secamente
-¿CÓMO?
-Lo que oyes... Me voy a hacer la maleta, no aguanto un segundo mirándole a la cara.
-Pero... ¿Y Virgi?


Mikel suspiró, no quería irse así, pero tampoco podía soportar verla como se derrumbaba.


De mientras, las chicas hacían las compras y no paraban de probarse vestidos. Claudia se compró un vestido azul precioso, Paula un espectacular vestido de cola negro, Noe se compró uno no tan largo, pero aún así estaba guapísima, y Virgi escogió uno con volantes de color morado. Ony intentó sonsacarle a su novia algo sobre el vestido:


-¡Jope, mi niña! Dime cómo es porfavor...- y le puso morritos
-Eh... NO! Ay mi amor, espérate al dia del cumpleaños y me ves.
-Ese día no creo que te dure mucho el vestido puesto- le dijo el rubio con sonrisa y mirada pícaras.


Las hermanas de Claudia reían sin parar.


CONTINUARÁ...

1 comentario:

  1. joer con el padre a mi me hace eso y le dejo de hablar para toda la vida tiene que aceptar cual es mi felicidad tsee a ver k pasa ahora k intriga...

    ResponderEliminar